Entradas del archivo enero 2007

Ciencia y ética.

Publicado: martes, 16 de enero, 2007

Lo científicamente posible y éticamente imposible Científicamente es posible un aniquilamiento atómico de la humanidad. Sobran arsenales y misiles nucleares. Científicamente es posible la clonación humana terapéutica y reproductiva. Pero las legislaciones actuales y los códigos éticos no lo permiten. Científicamente es posible la eutanasia activa. Pero las concepciones religiosas sobre la dignidad de la […]

Continuar leyendo...

Ciencias de la materia y del espíritu.

Publicado: martes, 16 de enero, 2007

Estructura dinámica y comportamiento de la luz. El mundo astronómico es apasionante, asombroso, enigmático para los científicos. Existen muchos fenómenos luminosos sin explicación científica satisfactoria: agujeros negros, enanas blancas, gigantes rojas, novas y supernovas; distancias estelares, espacios interestelares e intergalácticos; expansión galáctica; velocidad de la luz, indestructibilidad de los constituyentes de la luz; fotones; naturaleza […]

Continuar leyendo...

Ciencia y fe.

Publicado: martes, 16 de enero, 2007

A) Metodología diferente El método científico tiene autonomía e identidad propias. Entran en su configuración muchos elementos: 1. Base empírica, sensorial, observacional. Las experimentaciones de laboratorio son esenciales en muchas ciencias. Otras veces, se investiga científicamente observando los fenómenos fuera del laboratorio. Un telescopio encima de una alta montaña, dentro de un satélite, a muchos […]

Continuar leyendo...

Antropologia.

Publicado: martes, 16 de enero, 2007

El fenómeno humano es complejo y multidimensional. La antropología se ocupa de todas las manifestaciones de la singularidad de nuestra especie en todos los tiempos; en todos los lugares; en todas las culturas y en todos los sistemas de creencias religiosas. Hay una antropología filosófica. Algunos de sus representantes europeos más significativos son: Aristóteles, Descartes, […]

Continuar leyendo...

Cultura del tiempo

Publicado: lunes, 15 de enero, 2007

El paso del tiempo marca y transforma todo lo que toca. Todo lo que está sujeto al paso del tiempo nace, crece, envejece y muere. La temporalidad, la provisionalidad, la impermanencia y caducidad, son la esencia de todo lo humano. Nacen y mueren las personas. Nacen y mueren las instituciones humanas. Nacen y mueren las […]

Continuar leyendo...