Entradas del archivo Enero 2007

Los Alquimistas del Mediterraneo.

Publicado: Jueves, 18 de Enero, 2007

Durante un largo período de la historia, la tradición hermética pareció asentada a las orillas del Mediterráneo y las ciudades próximas a este mar. Montpellier, Toulouse, Marsella, Barcelona, Valencia y las Islas Baleares, fueron cuna del arte hermético y tradicional y lugar donde trabajaron silenciosamente gran número de alquimistas buscando, más que el oro mineral, […]

Continuar leyendo...

La simbologia Hermética.

Publicado: Jueves, 18 de Enero, 2007

“La verdad está oculta únicamente porque no queremos mirarla” G.I. Gurdjieff. “Es fácil decir: ¡es pueril!. Es pueril creer que vendándose los ojos ante lo desconocido, se suprime lo desconocido”. Víctor Hugo. Cuando hablamos de hermetismo hacemos una clara referencia a las enseñanzas ocultas de Hermes, de quien ya hemos hablado en el capítulo tercero […]

Continuar leyendo...

Los Símbolos Cabalísticos.

Publicado: Jueves, 18 de Enero, 2007

“Suele decirse que, cuando alguien busca un tesoro que por cualquier razón no le está destinado, el oro y las piedras preciosas se convierten ante sus ojos en carbón y vulgares guijarros”. René Guenón (El reino de la cantidad y los signos de los tiempos). El origen de los símbolos cabalísticos hay que encontrarlos en […]

Continuar leyendo...

La Alquimia y sus Símbolos.

Publicado: Jueves, 18 de Enero, 2007

“Toma de esta medicina exquisita, gruesa como una judía. Proyéctala sobre mil onzas de mercurio; éste cambiará convirtiéndose en un polvo rojo. Añade una onza de este polvo a mil onzas de otro mercurio, y se operará la misma transformación. Repite dos veces esta operación y cada onza cambiará mil onzas de mercurio en piedra […]

Continuar leyendo...

Las Disciplinas Contemporáneas.

Publicado: Jueves, 18 de Enero, 2007

“La humanidad renacentista inicia una carrera hacia el mecanicismo y la lógica racional, que se intensifica a partir del siglo XVIII, separándose del conocimiento oscurantista y mágico de la Edad Media y provocando, sin lugar a dudas, los más espectaculares cambios de toda la historia”. Esther M. Ibars en el prólogo de “La búsqueda del […]

Continuar leyendo...